viernes, 6 de junio de 2014

Jazz III

Autor: Pedro Luis Raota

Cíclico el acierto
del reloj parado.
Llegaré,
tocando algo sencillo,
derramándome en pétalos,
regalando madrugadas,
Y me iré antes del café,
o inmediatamente después,
cuando más duele.
Ya nadie envía
cartas perfumadas.
La única manera
en la que puedo relajarme
es haciendo carreras
de acordes alterados
por el agua.
Carreras
de acordes sostenidos
por el hielo.

G. Luna Pérez Gastón


8 comentarios:

Juan Nadie dijo...

Música más que adecuada para el poema de Gastón.
La foto de Raota es genial.

Gatopardo dijo...

Raota era un auténtico genio.

carlos perrotti dijo...

Coincido. Mal Waldron a la par de la lectura del bello poema y Raota que no se queda atrás. Alguien por aquí le criticó que abusaba de las trucas, que en sus imágenes no fotografiaba "real", pero primero había que "verlas" y después plasmarlas, no?

Gatopardo dijo...

También Shakespeare, Cervantes, etc... escribían ficción.

marian dijo...

Ficción basada en la más pura realidad:) Porque menudo par fueron para reflejar la condición humana.

marian dijo...

Yo es que no sé lo que me pasa cuando veo y escucho este vídeo de Mal Waldron o escucho la música nada más, pero pierdo (o gano) todos los sentidos.

Gatopardo dijo...

La verdad es que es un tema...

G. Luna Pérez Gastón dijo...

https://www.google.es/url?sa=t&source=web&rct=j&ei=gaEgVNv2K-uV7Aafl4HwCg&url=http://www.youtube.com/channel/UC7JuMV-mIhELTNhj0LThnAg&cd=1&ved=0CB8QFjAA&usg=AFQjCNEwRxDustdC85LdDOS3kJCIYdiPHw&sig2=qj7FBEmJBg-BQl4_hpjkWw